miércoles, 6 de mayo de 2009

Redimiendo




Redimiendo mis faltas, he cometido errores básicos,
mi falta consistió en no dar soluciones a los requerimientos del Amo,
debí ser mas seria en mis actos,
firme y coherente en mis actuar para con el Amo
y con Sus pares. Siendo de esta forma,
podre complacerlo como Usted se lo merece,
sin interrupciones.

El cumplimiento de mi Castigo, es en ayuda de mi adiestramiento,
tuve la iniciativa esta vez de proponer un nuevo horario para mi castigo,
el despertar de esta mañana fue distinto,
mi piel estaba tranquila, sabia que debía estar radiante para el Amo,
hice mis labores y me entregue tiempo completo a complacer al Dueño en mi educación.

Tenia preparada una sorpresa,
pensé que lo sorprendería, pero la sorprendida fui yo....
Nos contactamos, me miro y me pregunto ¿ Estas lista perra?
a lo que conteste si Señor.

Me desnude como me lo había ordenado,
debajo de mis vestimentas tenia una cuerda roja
que adornada firmemente mis senos,
y delicadamente se entrelazaba con mi cuello,
tenia preparadas pinzas,
todo para sorprender al Amo.

Pincé mis senos cada uno, con 10 pinzas
por el contorno de mi pezón ,
haciendo una hermosa rosa, en cada seno,
y al centro de mis pezones una pinza,
que resaltaba la dureza de los mismos...

Me observo y dijo:
de momento me gusta tu bondage de senos,
habías pensado en algo mas?
No Señor, respondi
no tengo nada mas preparado,
disponga de mi por favor....

Retirate el cabello hacia atrás,
enciende el cigarro y fuma tres veces seguidas de el,
así lo hice,
me ordeno tomar con una mano mi seno y levantarlo con ella,
dijo con vos firme y segura,
hacerca el cigarro a tu piel, ahora marcare tu piel con cigarro,
levanta tu seno desde la base y hacerca el cigarro lentamente
hasta que haga contacto con tu piel,
no lo retiraras hasta que yo te lo indique,
entendido puta,
si Señor....

Mi respiracion se agitaba mas y mas,
sabia que dolería pero no imaginaba cuanto,
no podía dimencionar nada,
mi mente debía obedecer,
y mi piel entregar el dolor que el Dueño necesitaba,
aguanta me decía,
eres una perra,
una puta que merece ser castigada,
apreta tu seno, apretarlo y unde el cigarro en el...
no podía controlar mis quejidos,
me dolía mucho,
lágrimas salían de mis ojos,
lagrimas de dolor, el dolor que el Amo necesitaba para perdonar mi falta....

A lo lejos oi,
detente perra, suficiente
mi respiracion muy agitada no me dejaba oír lo que el Amo decía,
cuando me logre controlar,
pude oír...
Enseñame la marca,
lo hice y sentí la tibieza de Su mirada
me dijo:
Espero que la lleves con orgullo,
esto que has hecho,
lo has hecho para redimir un castigo merecido,
has sido una buena perrita complaciente
y espero que hayas aprendido la lección,
a lo que yo respondí,
gracias Amo,
por educarme,
por hacer de mi una mejor sumisa,
gracias Señor por adiestrarme
y darme la oportunidad
de remediar mis faltas...


Luego de ver la marca,
en la cual estaba también mi educacion,
me solicito una aguja,
no puedo negar que me dio mucho susto,
es algo que jamas me hubiera gustado experimentar,
pero por el Amo lo hice,
traje lo que me solicito, al verla noto mis miedos,
y mi nerviosismo...

Quiero que la aguja este dentro de ti,
donde yo pueda verla,
vamos complaceme zorra,
comence lentamente a penetrar mi piel,
mis manos sudaban,
mi piel tiritaba,
el frió ya había escapado de la habitación,
mis miedos estaban siendo quebrados
por Sus ordenes.

Comenzo mi boca a dar pequeños gritos de dolor,
y el Amo me decía...
Sufre perra,
metela mas, mas zorra, aprieta con fuerza,
este es tu castigo,
haslo con decisión,
le decía Amo esta es la primera vez que realizo estas cosas,
me dijo:
siempre hay una primera vez
y tu lo estas haciendo muy pero muy mal...

Mi alma con esas palabras,
dolía mas que la marca o la punzada de la aguja,
haslo puta,
me estas cabreando,
lloraba de dolor,
pero aun así el Amo me exigía mas y mas,
acaso no quieres ser digna de mi?,
acaso no quieres ser mi sumisa?,
mi discípula y aspirante a esclava?
Comportate como una mujer y demuestra coraje,
se que ciertamente deseas complacerme,
hazlo con desicion,
cumple mis ordenes,
Si Amo,
así lo haré,
eso le respondí,
con mi vos cortada por el llanto,
con mi vos cortada por la fuerza que hacían mis manos
metiendo la aguja en mi piel,
aprieta con fuerza perra,
muy bien, así muy bien...
Ahora sientate y descansa,
al final lo conseguiste,
deja besar tus labios,
me acaricio como una perrita,
susurrando,
espero que hayas
aprendido la lección.

Uno es sumisa siempre
y se debe comportar como tal,
no hay sumisas por horarios,
la escencia es solo una, hay que dar lo mejor de si,
para poder recibir lo mejor del Amo,
El Amo se respeta,
se cuida,
al Amo se le complace
y se le entrega calidad.

4 comentarios:

Ele dijo...

Intensa situación la de autoinfringirse el dolor de un cigarrillo en tu propio seno. Luego clavar en el una aguja......
El Amo sabe los motivos del castigo a su zorra. Tal vez en tu intimidad también lo sabes.
Hoy puedes lucir orgullosa las marcas, son para El, es tu placer.
Solo puedo decirte que hoy, eres mejor perra que ayer.
Felicitaciones

Touchè dijo...

Estoy orgulloso de ti y de tu sumisa e incondicional entrega.

Realmente eres digna de mi adiestramiento y es por ello que te he dejado un regalo en “mi alcoba” y te dediqué un merecido post en mi blog.

Efectivamente, como dice Ele, hoy eres mejor perra que ayer… e igualmente te felicito por ello.

DOMINA YOUR OBSSESION dijo...

FELICITACIONES!!

CUANTO ME ALEGRA QUE MI AMIGO TOUCHE TENGA A PRUEBA A UNA SUMISA TAN VALIENTE, DEDICADA Y OBEDIENTE.

DESEO LLEGUES A MERECER SU COLLAR.

MIS SALUDOS

VIRGINIA.

Ele dijo...

Y luego de esta magnífica demostración pregunto con inquietud y todo respeto al Amo:
¿Como el Amo esta en España, manejará a su perra desde allá?
¿Se vendrá para tenerla aquí a sus pies o nos llevará a nuestra nueva neith{T} al país lejano?